SOMOS METICULOSOS. ESTAMOS MUY BIEN VALORADOS.

TU DESPACHO DE ARQUITECTURA, INGENIERÍA Y CONSTRUCCIÓN EN BARCELONA

Si buscas paz mental y un trabajo de ensueño ejecutado a tiempo, estás en el lugar correcto.

Puede parecer sorprendente, pero debido a la cantidad de trabajo que tenemos, nuestro objetivo actual es llegar a ayudar a todos aquellos que no pueden contratar nuestros servicios de manera física.

¿QUÉ HACEMOS EN ESTUDIO RAÍCES?

Empezaré por decirte lo que NO hacemos. No hacemos perder el tiempo, el dinero, ni la salud a nuestros clientes.  

Hacerte una obra es, probablemente, una de las cosas más estresantes y pesadas que harás en tu vida. Nosotros hacemos ese proceso fácil y sin dramas.

Debido a que es muy posible que tengas prisa por hacer tus trabajos y a que nosotros tenemos una lista de espera para comenzar un nuevo trabajo de aproximadamente un año, déjanos aquí debajo tu mejor email y te mandaremos un documento en pdf con 5 trucos para que puedas elegir a cualquier otra empresa de construcción de manera más o menos fiable y segura.

CUÉNTANOS TU PROYECTO

Nuestro equipo se pondrá en contacto contigo para que nos expliques todos los detalles de tu proyecto y podamos ayudarte a hacerlo realidad.

No te preocupes, nosotros no seremos quienes elijamos la empresa por ti, no nos atrevemos a recomendar a nadie. Pero te explicaremos en qué puntos te tienes que fijar, para que sean empresas mínimamente competentes.

Eso es, si tienes prisa...

SI NO TIENES PRISA, déjanos tu email aquí debajo y también te avisaremos cuando abramos convocatoria para nuevos trabajos.

El pdf. es gratis y te lo vas a llevar igual. Si puedes contratarnos, te darás cuenta de que, de los cinco puntos, nosotros cumplimos diez.

Aun así, me gustaría decirte que, antes de contratar a alguien de quien no te fías para llevar a cabo tus trabajos, deberías leer esta página. Entera.

Porque, no tener prisa es bueno para la salud. El stress del día a día, los niños y la cantidad de personas ineficientes que nos rodean son demasiado para el cuerpo. Hacerte una obra estresado no es una buena idea, menos aún si te la tiene que llevar a cabo alguien que no conoces como trabaja.

Te contaré los tipos de empresas que puedes encontrar ahí fuera de la manera más resumida posible. Lo cierto, es que el mercado las separa en tres. Las sw coste bajo, las de coste alto y las del medio.

La empresa o persona de coste más bajo, suele serlo por dos motivos. O bien no sabe lo que está ofertando (esto es muy peligroso porque aquí es cuando vienen los sobrecostes y los parones por no poder seguir trabajando por lo que le vas a pagar), o bien es una persona / empresa que piensa erróneamente que ser barato y hacer las cosas bien, es la manera de progresar. Nosotros mismos cometimos ese error hace muchos años.  Pero este pensamiento no es correcto, porque sólo te lleva a tener infinito trabajo, estar infinitamente estresado y a no ganarte bien la vida, además, te diré por si no lo has pensado nunca, que la mayoría de las personas no agradecen las cosas que son gratis, ni se acuerda de los favores. Esto es así.

Las del medio, suelen ser personas o empresas que están cómodas en su posición. No tienen un cliente objetivo claro y van donde les lleva el viento. Siempre tienen trabajo, precisamente porque todo el mundo contrata al del medio y por tanto, si no te gusta lo que hacen ni como lo hacen, es muy fácil que te abandonen el trabajo. Si no te lo abandonan, también te pueden hacer una buena chapuza, como les pasó a Ana y Ramón, que luego te contaré. Nunca se preocupan por hacer las cosas mejor y no puedes esperar la excelencia en su trabajo. Sus problemas se convierten en tus problemas y ya la tienes preparada EN TU CASA. Olvídate de las del medio.

El tercer tipo, las empresas más costosas, se pueden dividir en dos de la misma manera que las de coste bajo. El primer tipo es el que anteriormente era de los del medio, pero que se ha dado cuenta de que, dándose un aire de modernidad, teniendo en cuenta las tendencias del momento y con mucho morro, puede subir precios y seguir teniendo trabajo. Esto es un mal negocio, porque te van a hacer una obra de coste medio, pero cobrándote más.

El segundo tipo es el único tipo de empresas o personas que te recomiendo. Son aquellos que cobran su trabajo como es debido, para vivir bien de él y no tener que preocuparse de no llegar a fin de mes. Son aquellos que se preocupan de que estés contento y para ello hacen lo que haga falta, porque ello les implica ganarse bien la vida, acompañándote en todo el proceso y ayudándote, facilitándote el camino. La realidad es que, con esta manera de trabajar, somos muchos menos de los que te puedas imaginar. Si lo que buscas es una empresa de construcción seria y efectiva, deberías estar de alta en nuestra lista de mail para que te avisemos cuando volvamos a abrir convocatoria.

CUÉNTANOS TU PROYECTO

Nuestro equipo se pondrá en contacto contigo para que nos expliques todos los detalles de tu proyecto y podamos ayudarte a hacerlo realidad.